Montar una Empresa de Asistencia y Cuidado para Mayores

Martes 9 de agosto de 2011
por  EIE
popularidad : 3%  Visitas  7382









Plan de Empresa

1.- LA IDEA DE NEGOCIO.

Nuestro objetivo inmediato es crear una empresa dedicada a la ayuda de personas mayores, en su propio domicilio o en un local, en la que se prestan servicios de atención personal, doméstica, de apoyo psicosocial, familiar y relaciones con el entorno.

Una empresa de este tipo centra su actividad en la prestación de un servicio integral, consistente en un programa individualizado, de carácter preventivo y rehabilitador, en el que se articulan un conjunto de servicios y técnicas de intervención.

2.- IDENTIFICACIÓN DE LOS/AS EMPRENDEDORES/AS

Los clientes a los que va dirigido este proyecto requieren un trato especial: serio, formal, amable, cariñoso. Un factor importante es que al emprendedor, le guste el trato y cuidado de las personas mayores y discapacitadas y se involucre de pleno en el negocio. Este proyecto está indicado para personas con alguna titulación académica en enfermería, ATS o similar.

3.- DESCRIPCIÓN DEL PRODUCTO-SERVICIO/EL MERCADO

EL PRODUCTO O SERVICIO:

La atención a personas dependientes tiene dos tipos de servicios: los servicios básicos y los servicios opcionales.

SERVICIOS BÁSICOS:

En este negocio, los servicios básicos van a estar formados por:

- Atención y cuidados en el centro

- Atención y cuidados en el domicilio

- Atención y cuidados en excursiones y otras salidas fuera del centro

Este tipo de servicios está incluido en la tarifa básica. Si la familia o el usuario los rechazan ello no supone una rebaja de la tarifa básica.

La atención y cuidados comprenderán:

Atención a la salud: Este servicio básico incluye:

- Realización de las curas básicas que no sean las propias de un centro de atención primaria de salud.

- Realización de una primera valoración al ingreso y de valoraciones periódicas, al menos una vez al mes, de cada usuario a fin de detectar problemas o carencias y establecer un plan de actuación adecuado.

- El control de la higiene donde se contempla una ducha semanal de cada usuario como mínimo, en caso de necesidad se efectuarán las duchas que sean necesarias, como es el caso de incontinencias de esfínteres intestinales, especialmente si existen deposiciones diarreicas abundantes o vómitos o cualquier supuesto que haga necesaria una higiene más estricta.

- Administración de medicación y control de su toma. La medicación la aporta cada usuario o su familia en las dosis necesarias para cada periodo semanal, los medicamentos se guardan en un armario bajo llave, especialmente fármacos ansiolíticos, antidepresivos, mórficos o todos aquellos que necesiten de una custodia especial debido a sus características.

- Cambio de absorbentes para incontinencias. Los absorbentes (pañales) los aporta cada usuario o su familia ya que están costeados por la seguridad social. Se controlan los cambios por horarios concretos (dos cambios por jornada sin contar los efectuados en su domicilio) o bien por demanda.

- Control de signos o síntomas. Durante las duchas se aprovecha para efectuar una inspección visual de la integridad de la piel de cada usuario a fin de detectar posibles ulceraciones por decúbito o vasculares, estados de deshidratación, lesiones de rascado, herpes e infecciones varias y en general de cualquier cambio observado. Así mismo se controlan los síntomas que pueda mostrar el usuario en cualquier momento del día como anorexia, tristeza, fiebre, diarreas, vómitos, tos, etc. aconsejando a la familia la derivación del paciente al área básica de salud o al servicio sanitario conveniente.

- Consulta médica semanal. Cada semana un médico geriatra controla a todos los usuarios del centro.

Readaptación a las actividades de la vida diaria:

En todo momento se pretende conseguir del usuario la máxima independencia para las actividades de la vida diaria. Desde la higiene diaria a la capacidad para la marcha pasando por comer solos, vestirse o acudir o demandar la necesidad del WC.

Soporte familiar:

Se orientará a la familia sobre la actuación a seguir a fin de que las actividades, tratamientos o procedimientos que se proporcionan en el centro tengan una continuidad en el domicilio, especialmente para la readaptación a las actividades de la vida diaria o la reeducación de esfínteres. También se orientará sobre las adaptaciones arquitectónicas del domicilio a las incapacidades del usuario y la eliminación de barreras arquitectónicas.

Manutención:

A cada usuario se le confeccionará una dieta acorde a sus situaciones específicas teniéndose en cuenta posibles enfermedades metabólicas como la diabetes, déficit en la dentadura o en el aparato digestivo, síntomas especiales como las diarreas o la constipación (estreñimiento) y los gustos de cada usuario.

Dinamización socio-cultural:

Se promoverán las salidas colectivas a lugares de interés común y la realización de actividades al aire libre, especialmente en los meses del año en los que la climatología lo permita. También se promoverán celebraciones concretas del calendario como Navidad y cumpleaños o aniversarios. La actividad del animador/a contratado por la empresa completa este apartado.

SERVICIOS OPCIONALES:

Son aquellos servicios que tienen un coste extraordinario no incluido en la tarifa básica. Pueden ser prescritos por la dirección asistencial del centro y son de uso voluntario del usuario.

Fisioterapia.

Este servicio es impartido por un/a fisioterapeuta a petición de la familia, usuario, médico del centro o médico de cabecera.

Podólogo.

El sistema es el mismo que el anterior. Se tratan las afecciones y deformidades de los pies.

Gimnasio y hemeroteca o biblioteca.

Se pueden completar las instalaciones con gimnasio, hemeroteca o biblioteca. Estas instalaciones adicionales son un valor añadido a tener en cuenta. Por el momento, en este proyecto no se llevará a cabo esta inversión.

Peluquería

Atención de la imagen personal mediante el corte y arreglo del cabello y/o barba.

Transporte

Este es un punto clave. Hay diversas posibilidades, que la familia traslade al usuario del domicilio al centro y viceversa, que el usuario utilice algún vecino o amigo a cambio de un pago, la contratación de un taxi adaptado con el inconveniente del su coste, mínimo por viaje y de que el chofer del taxi no puede trasladar al usuario de su domicilio al vehículo o viceversa. Puede utilizarse un vehículo adaptado de una compañía privada.

EL MERCADO

Según la exposición de motivos de la Ley 39/2006 de 14 de diciembre, la atención a las personas en situación de dependencia y la promoción de su autonomía personal constituye uno de los principales retos de la política social de los países desarrollados. El reto no es otro que atender las necesidades de aquellas personas que, por encontrarse en situación de especial vulnerabilidad, requieren apoyos para desarrollar las actividades esenciales de la vida diaria y alcanzar una mayor autonomía personal.

El reconocimiento de los derechos de las personas en situación de dependencia ha sido puesto de relieve por numerosos documentos y decisiones de organizaciones internacionales, como la Organización Mundial de la Salud, el Consejo de Europa y la Unión Europea. En España, los cambios demográficos y sociales están produciendo un incremento progresivo de la población en situación de dependencia. Por una parte, es necesario considerar el importante crecimiento de la población de más de 65 años, que se ha duplicado en los últimos 30 años, para pasar de 3,3 millones de personas en 1970 a más de 7,4 millones en 2006. En la tabla que se muestra a continuación, observamos la variación de población mayor de 65 años por comunidades autónomas desde 1999 hasta 2006.

A ello hay que añadir el fenómeno demográfico denominado «envejecimiento del envejecimiento», es decir, el aumento del colectivo de población con edad superior a 80 años, que se ha duplicado en sólo veinte años.

Ambas cuestiones conforman una nueva realidad de la población mayor que conlleva problemas de dependencia en las últimas etapas de la vida para un colectivo de personas cada vez más amplio. Así mismo, diversos estudios ponen de manifiesto la clara correlación existente entre la edad y las situaciones de discapacidad: más del 32% de las personas mayores de 65 años padecen algún tipo de discapacidad. Este porcentaje se reduce a un 5% para el resto de la población.

Aparte de esta realidad, derivada del envejecimiento, debe también considerarse la dependencia por razones de enfermedad y otras causas de discapacidad o limitación, que se ha incrementado en los últimos años por los cambios producidos en las tasas de supervivencia de determinadas enfermedades crónicas y alteraciones congénitas y, también, por las consecuencias derivadas de los índices de siniestralidad vial y laboral.

No hay que olvidar que, hasta ahora, han sido las familias, y en especial las mujeres, las que tradicionalmente han asumido el cuidado de las personas dependientes, constituyendo lo que ha dado en llamarse el «apoyo informal». Los cambios en el modelo de familia y la incorporación progresiva de mujeres al mercado de trabajo introducen nuevos factores en esta situación que hacen imprescindible una revisión del sistema tradicional de atención para asegurar una adecuada capacidad de prestación de cuidados a aquellas personas que los necesitan. A pesar de que cada vez existen más centros sociales y centros de día públicos para este colectivo, la cantidad es insuficiente para cubrir la demanda.

LA CLIENTELA

Los clientes o usuarios finales a los que nos dirigimos son todas aquellas personas mayores que se encuentren en una situación que les impida satisfacer sus necesidades personales y sociales por sus propios medios, y requieran atención y apoyo para continuar en su entorno habitual.

La mayoría de las personas mayores reconoce como alternativa más interesante, mantenerse en su propio domicilio o la independencia de una vivienda propia. Aquellas que deciden conservar su vivienda y mantenerse en ella se ven con la impotencia de realizar algunas actividades cotidianas con total autonomía, requiriendo ayuda.

Excepcionalmente, también podrán ser clientes del centro aquellos que, sin cumplir el requisito de la edad, sean pensionistas o reúnan determinadas circunstancias personales que deberán ser recogidas en el Reglamento de Régimen Interior del centro.

LA COMPETENCIA

Respecto a los tipos de competidores, la competencia para un centro de asistencia de mayores está compuesta por los siguientes agentes:

- Otros centros de asistencia y cuidado de mayores: que se encuentren situados en la misma zona de influencia y que oferten servicios similares.

- Centros de día: Son centros que llevan a cabo funciones similares a las del proyecto de empresa que nos ocupa y constituirán una competencia directa aquellos que se localicen en la misma zona de influencia.

Además, estos centros de día pueden ser públicos o privados. Los primeros son un fuerte competidor, ya que ofrecen precios más competitivos (suelen representar un porcentaje de la renta anual del usuario), aunque suelen presentar la dificultad de encontrar plazas.

- Residencias de ancianos públicas y privadas. Algunas de ellas cuentan con plazas de atención diurna. El hecho de que actualmente en España la oferta de plazas de residencias de ancianos no absorba a la demanda deriva en un incremento de la demanda de plazas de otros centros para mayores.

- Hogares y clubes para personas mayores: Son lugares de encuentro para mayores donde, además de realizar diversas actividades, se ofrecen como un lugar para relacionarse socialmente.

- Apartamentos residenciales: Ofrecen muy pocas plazas (una o dos y, excepcionalmente, tres). Son independientes y están agrupados para ofrecer un servicio común.

- Viviendas tuteladas: Se trata de albergues para un máximo de doce personas de edad que tengan un grado suficiente de validez. Acogimiento familiar: Presenta la ventaja de ofrecer al usuario un ambiente más familiar.

- Centros sociales: Estos centros están dirigidos a toda la población, si bien son las personas mayores el colectivo que acude con mayor frecuencia a este tipo de centros.

- Cuidadores a domicilio: Se dedican en exclusiva a la asistencia y cuidado domiciliario de las personas mayores. Los mayores se sienten más cómodos pues están en su hogar y evitan las listas de espera de los anteriores centros.

- Servicio público de ayuda a domicilio y teleasistencia: Estos servicios son ofrecidos por los servicios sociales públicos. La teleasistencia consiste en llamadores que llevan los usuarios a través del cual se ponen en contacto telefónico con un centro de atención 24 horas.

PLAN DE VENTAS

Antes del comienzo de nuestra actividad se debe de poner en marcha una campaña de promoción, intentando captar el mayor número de clientes que aseguren el buen inicio de nuestra actividad. Teniendo en cuenta el sector poblacional al que nos dirigimos debemos centrar nuestra publicidad en prensa, prensa de difusión gratuita, centros de ocio de ancianos, anuncios en las páginas amarillas e, incluso, crear una página web en la que los interesados puedan consultar precios.







logo de Guido
Jueves 14 de agosto de 2014  15h59, por  Guido

Que tal, quisiera saber cuales son los documentos y requisitos para montar una empresa de esta indole. Muchas gracias!

Lunes 14 de abril de 2014  19h55

Estimados ; necesito saber que tramites y documentos necesito para poder montar un empresa de cuidados domiciliarios yo y una socia desde ya muchas gracias de ante mano atte Xi mena y Alejandra

logo de Maria del pilar
Domingo 16 de marzo de 2014  21h16, por  Maria del pilar

Hola, me gustaria saber lo que tengo que hacer para enpezar una agencia de cuidados de personas mayores y descapacitados. Soy emfermera con muchos años de esperiencia en geriatria en los Estados Unidos y me gustaria regresar a España y poder poner mis conocimientos y experiencias para servir a my comunidad en Castilla la Mancha.

logo de Carmen
Jueves 22 de agosto de 2013  19h56, por  Carmen

Hola mi nombre es Carmen, quisiera saber como elaborar un plan de empresa destinado a Ayuda a Domicilio de personas mayores de 58 años y usuarios con dificultades para realizar las tareas domésticas y personales. Gracias Un saludo.

logo de adriana
Domingo 18 de agosto de 2013  05h36, por  adriana

Hola, me llamo Adriana mi meta es crear un hogar para adultos donde lo primordial es brindarles compañía , seguridad que de verdad sientan que son importantes y queridos por las personas que estén a su alrededor, que no solo sea un compromiso Economico si también humano

logo de hugo
Jueves 4 de julio de 2013  05h55, por  hugo

Hola mi nombre es Hugo Laura y soy enfermero queria saber sobre los papeles que tengo que tener para poder hacer mi propia empresa de cuidados a domicilio, tengo un grupo de colegas y somos alrededor de 6 agradeceria mucho tu ayudo, saludos atte

Viernes 22 de febrero de 2013  18h35

EL NEGOCIO DE CUIDADO DE ANCIANOS

«VIVA CONFORTABLEMENTE EN LA COMODIDAD DE SU HOGAR»

Mi objetivo es crear una compania dedicada a la ayuda de personas mayores , en su propio domicilio en la que se prestan servicios de atencion personal, domestica, de apoyo psicosocial familiar y relaciones con el entorno. Por lo la compania deveria centrarce su actividad en la prestacion de un servicio integral consistiendo en un programa para cada individuo con la idea de prevenir y rehabilitar al envejeciente que se forman de un conjunto de servicios y tecnicas para intervenir.

Comentar el Artículo


moderado a priori

Este foro está moderado a priori: tu contribución no aparecerá hasta haber sido validada por la administración del sitio.

¿Un mensaje, un comentario?
  • (Para crear párrafos, deja líneas vacías.)

¿Quién eres? (opcional)

Siguenos









Estadísticas

Última actualización

Sábado 23 de agosto de 2014

Publicación

700 Artículos

Visitas

4788 hoy
8444 ayer
4894504 desde el principio