Montar una tienda de Ropa de Tallas Grandes

, por  EIE 26078

Plan de Empresa. Idea de Negocio. Guía con sencillos pasos para montar con éxito una tienda de ropa de tallas grandes

1.- LA IDEA DE NEGOCIO.

Nuestro objetivo inmediato es montar un comercio dedicado a la comercialización de prendas de vestir de y complementos de moda, en su mayor parte femenina, especializándose en tallas grandes.

2.- IDENTIFICACIÓN DE LOS/AS EMPRENDEDORES/AS

Este proyecto no presenta grandes dificultades para llevarlo a cabo puesto que no requiere experiencia previa ni formación.

Resultará idóneo para personas que tengan ganas de emprender y estén dispuestas a adquirir conocimientos sobre los artículos y el funcionamiento del negocio.

Es recomendable que la persona que lleve el negocio tenga ciertas nociones de atención al cliente y dotes comerciales.

3.- DESCRIPCIÓN DEL PRODUCTO-SERVICIO/EL MERCADO

EL PRODUCTO O SERVICIO:

Las tallas de las prendas de vestir suelen oscilar entre la 46 y la 70. Como se ha indicado anteriormente, la tienda va a tener dos líneas de productos:

  • Línea para mujer: ocupará la mayor parte de la oferta de la tienda puesto que este negocio va dirigido fundamentalmente a mujeres.
  • Línea para hombre: se le reservará una pequeña línea de artículos de vestir básicos como pantalones, camisetas, camisas. Esta línea es ampliable en un futuro en función de la evolución de las ventas.

Los artículos se pueden agrupar en las siguientes gamas:

  • Prendas de vestir: trajes, vestidos, pantalones, blusas, etc.
  • Complementos: cinturones, pañuelos, bisutería, etc.

Además, como se comentó anteriormente, la línea de ropa femenina puede dividirse en dos grupos: moda joven y moda de mujer.

Las actividades del negocio comienzan con la compra de la mercancía. Esta compra debe estar perfectamente planificada para conseguir que el stock sea lo más ajustado posible de manera que se garantice un buen surtido de artículos pero evitando almacenamientos innecesarios, sobre todo en artículos de moda pasajera.

En este sentido, para la compra de la mercancía es conveniente acudir a mayoristas especializados en el sector.

EL MERCADO

Desde hace unos años la ropa no sólo se concibe como un objeto para cubrir una necesidad básica, sino que la moda se ha impuesto ya como un estilo de vida e, incluso, podríamos decir que ha favorecido la creación de diferentes culturas urbanas. Dentro del sector existe gran controversia en cuanto a las medidas de las tallas de las diferentes prendas de vestir y su ajuste a los cuerpos de las personas. Este problema se viene produciendo desde hace unos años en España, en mayor medida, entre el público femenino.

Según el estudio elaborado por el Ministerio de Sanidad español con una muestra representativa de 10.415 mujeres de entre 12 y 70 años; el 40% de las mujeres tiene problemas para encontrar su talla

E 43% de las personas entrevistadas opina lo contrario, que la ropa de las tiendas es demasiado pequeña, bien sea porque son de constitución fuerte o porque sufren obesidad.

Por otra parte, la necesidad de montar este tipo de negocio se está viendo favorecida por el aumento de sobrepeso en España. Según el propio Ministerio de Sanidad, en España, uno de cada dos adultos tiene exceso de peso: concretamente el 39% tiene sobrepeso y el 15,5% son obesos.

Uno de cada cuatro jóvenes se declaran sedentarios asume la existencia de hábitos alimenticios «poco sanos», pues la comida principal se realiza fuera de casa y cada vez se dedica menos tiempo a la compra de alimentos y a la elaboración de comidas.

LA CLIENTELA

Los artículos que se comercialicen en el establecimiento estarán destinados a cubrir las necesidades de vestir del público en general que requiera tallas superiores a las comercializadas habitualmente en el mercado. Sin embargo, irá dirigido principalmente a un público femenino, ya que la mujer es el cliente más habitual de una tienda de ropa y, por otro lado, en España hay mayor número de mujeres que sufren obesidad que hombres (aunque cada vez la cifra está más igualada). El grupo de edad puede estar comprendido entre los 20 y 50 años, con un poder adquisitivo medio.

Por otro lado, el negocio se dirigirá a un público general aunque habrá que considerar especialmente a qué segmentos de la población se quiere enfocar: confección de gama alta, media o baja.

LA COMPETENCIA

Hay que distinguir tres tipos principales de competidores:

  • Tiendas de ropa de tallas grandes ubicadas en la zona de influencia del establecimiento. Estos comercios van a ser la competencia directa de negocio. Por tanto, habrá que estudiar la zona escogida para la ubicación.
  • Otros establecimientos que incorporan este tipo de artículos a su oferta comercial: fundamentalmente hipermercados y grandes almacenes.
  • Mercadillos: en este tipo de mercados existe una oferta de ropa de tallas grandes a los que los clientes con necesidades de este tipo suelen recurrir. Además, tiene el valor añadido de que suelen presentar precios muy bajos.

PLAN DE VENTAS

Para la promoción pueden usarse diversos medios. De entre ellos destacaremos los siguientes:

  • Anuncios en prensa y en directorios comerciales de la localidad en la que se ubique el negocio. Esta herramienta supone una buena alternativa, ya que es relativamente económica y llega a muchos clientes potenciales del negocio. Actualmente, los anuncios en prensa de difusión gratuita se presentan como una opción eficaz.
  • Para llegar de una forma más directa a los clientes potenciales, una de las técnicas más habituales es, a la hora de la inauguración de la tienda, realizar un mailing personalizado a todas las personas conocidas por nosotros para informarles de la apertura del negocio. También podemos enviar publicidad a través del buzoneo y crear para ello un folleto con los artículos más atractivos.
  • La creación de una página web para que los clientes conozcan los servicios que ofrece la empresa es una opción muy interesante. Además, esto contribuye a mejorar la imagen de la empresa puesto que es importante tener presencia en un medio tan utilizado actualmente como es Internet.
  • Destacaremos así mismo la comunicación que se realiza en el propio punto de venta y que es fundamental . Para conseguir esto deberemos tener en cuenta tres elementos fundamentales: Por una parte, el vendedor debe estar perfectamente preparado para asesorar del mejor modo al cliente. Por otra parte, o tro elemento clave a la hora de atraer a los clientes es el escaparate. Por ello, es necesario tener conocimientos de escaparatismo (iluminación, colores, formas, composición, estilos...). Y por último, un elemento que ayudará a mantener la imagen corporativa de nuestra tienda es la publicidad a través de las bolsas de la tienda. Es un tipo de publicidad muy eficiente y de reducido coste, teniendo en cuenta aspectos tales como la forma, el diseño y los materiales, entre otros.
  • Sin embargo, la mejor publicidad para este tipo de negocios es el boca a boca que trasmiten los clientes satisfechos. Por este motivo, proporcionar un servicio de calidad informando y solucionando las posibles preguntas de los clientes es la mejor estrategia publicitaria que se puede desarrollar.