Montar una Sala de Cine

, por  EIE 208326

Plan de Empresa. Idea de Negocio. Guía con sencillos pasos para montar con éxito una sala de cine o multicines

1.- LA IDEA DE NEGOCIO.

Nuestro objetivo inmediato es montar un local donde se proyecten películas cinematográficas. En concreto, el estudio versará sobre un cine que combine películas de estreno y comerciales con otro tipo de cine más cultural, independiente y de autor, de salas más pequeñas y apropiado para amantes del arte y cinéfilos.

Una sala de cine es un espacio acondicionado para la exhibición de películas compuesto por lo general de una pantalla de proyección y un patio de butacas.

2.- IDENTIFICACIÓN DE LOS/AS EMPRENDEDORES/AS

El proyecto está especialmente indicado para personas que tengan formación o experiencia previa en el sector, y que sea un gran amante del llamado séptimo arte. Es recomendable, además, que sea una persona dinámica y con carácter extrovertido para establecer una buena relación con la clientela.

3.- DESCRIPCIÓN DEL PRODUCTO-SERVICIO/EL MERCADO

EL PRODUCTO O SERVICIO:

La actividad principal del negocio es ofrecer un servicio de proyección de películas de cine, pero ello debe hacerse de forma que el espectador se sienta a gusto en la sala y quiera repetir en el futuro.

Así, se establecerá un contacto con los distribuidores de cine para que nos sirvan las cintas que vamos a proyectar en la sala. Las negociaciones que se llevan cabo con este tipo de empresas suelen ser difíciles, ya que con éstas hay q acordar un porcentaje del dinero recaudado en la taquilla. Con ello, el medio de exhibición también es importante definirlo. Cualquier otro medio o formato de exhibición debe ser previamente autorizado por el distribuidor, pues es otra modalidad de explotación.

En cuanto a la frecuencia y el tiempo de exhibición, las condiciones igualmente pueden ser pactadas libremente entre exhibidor y distribuidor. Desde establecer un término de tiempo en el cual se pueda exhibir la película por las veces que se quiera, hasta determinar un número concreto de exhibiciones.

Al margen de esta actividad, como se ha planteado en las líneas estratégicas, se podrán llevar a cabo otras alternativas, como es el caso de la retransmisión de eventos, la organización de foros, conferencias, seminarios y talleres.

EL MERCADO

Actualmente se estima que el ocio será la primera industria del futuro. De hecho, cada día el ocio cuenta con una oferta más abundante y el cine se encuentra en un lugar preferente en este sector.

El cine es un medio de entretenimiento que, poco a poco, se ha ido convirtiendo en un espectáculo de masas ya que es capaz de congregar a varias decenas de personas para ver la proyección de una película.

La estructura que sostiene la industria del cine la componen tres elementos principalmente: la producción, la distribución y la exhibición. El tercer pilar, que es el que nos ocupa principalmente, es el último eslabón de la industria, aunque es considerado el primer mercado. Quizás, es el sector más fuerte dentro del cine, ya que es capaz de decidir qué película se estrena, así como el lugar y la fecha de la misma. La tendencia del sector ha sido, con el paso de los años, la concentración de salas, por entender que en esa concentración favorecería un control más acorde del mercado.

Asimismo, los empresarios prefieren la multisala como forma de exhibición, por lo que sigue aumentando la apertura de las mismas, influenciada por la inversión de capital extranjero en el sector. Este fenómeno está dando lugar a la saturación de salas en determinadas zonas, aunque también es cierto que existen muchas otras donde no existe la posibilidad de que los habitantes disfruten de la proyección de una película de estreno.

LA CLIENTELA

Los clientes de salas de cine son un público muy variado, que comprende todas las edades. Hay que tener en cuenta que los distintos géneros de filmes, desde los de animación infantil hasta los de terror, hacen que las películas levanten interés para cualquier tipo de público.

En concreto, si la intención de este proyecto es hacer una sala de cine cultural que proyecte películas de autor, en versión original, etc., la clientela vendrá representada por personas que sean verdaderos cinéfilos y amantes de este arte, y que, normalmente, tiene una visión mucho más crítica que el resto del público.

LA COMPETENCIA

Para el análisis de la competencia hay que tener clara la orientación de nuestro negocio en el mercado del ocio y entretenimiento, para saber quienes serán nuestros principales competidores. Básicamente serán los siguientes:

Otras salas de cine: Los principales competidores serán las grandes salas que suelen encontrarse en centros comerciales. Ello se tendrá que combatir con una oferta alternativa e innovadora.

Lugares alternativos de ocio: Suponen un importante producto sustitutivo de los cines: bares de copas, karaokes, boleras, salas de billar, teatro, discotecas, etc.

Piratería: Aparece como uno de los grandes problemas en la actualidad, que están suponiendo pérdidas de dinero muy importantes en la industria del cine.

Televisión a la carta: Supone una modalidad televisiva de reciente implantación en España, que permite comprar películas que llevan poco tiempo en cartelera.

Para el análisis de la competencia es muy importante tener en cuenta que en este sector habitualmente los competidores pueden considerarse como aliados, pues la confluencia de varios negocios, tanto sustitutivos como complementarios, puede generar un mayor atractivo para los clientes. Por eso puede ser conveniente situarse en zonas de bares de modo que se garantice una afluencia de público a la zona donde se ubica el local.

PLAN DE VENTAS

Para darse a conocer, y atraer a los clientes, es importante tener en cuenta diversas variables:

- Es fundamental la imagen del local. Debe de llamar la atención para que, el potencial cliente se pare ante el escaparate atraído por lo que en él se expone.

La colocación de los artículos en estanterías, expositores, techo y suelo, a lo largo y ancho de la superficie del local. Estos hay que colocarlos de forma que no impida el recorrido del cliente o sufran peligro de ser rotos involuntariamente. Deberán ser renovados cada cierto tiempo para que el cliente aprecie la variedad.

El papel del personal es un elemento imprescindible ya que en su relación con el cliente debe transmitir profesionalidad, conocimiento y capacidad de asesoramiento.

- Realizar promociones en determinadas temporadas, en productos que tengan gran rotación, etc.

- Publicidad: buzoneo, principalmente en la zona en la que se ubica la tienda; inserciones en guías locales, etc.

- Contar con una página web propia o anunciarse en alguna página del sector en Internet, es una buena forma de llegar hasta más clientes.

- El “boca a boca” será, sin duda alguna, la publicidad más efectiva. Un cliente satisfecho repetirá compra en el local y traerá clientes al negocio.